Jon Z te odiará por siempre si no lo dejas tirarse de un segundo piso

Jon Z y Lil Uzi Vert son hijos de madres distintas. No, sus estilos musicales no se parecen; tampoco comparten el sentido de moda, mucho menos la apariencia.

Lo que tienen en común este par de maniacos es que no sienten que un show está completo hasta que se lancen de una gran altura sobre su público. Y eso, amigos, además de ser majestuoso, es la razón por la que Jon mandó a lo dueños de una discoteca a “cagarse en sus madres”, quienes no lo dejaron tirarse de un segundo piso.

Decidió celebrar su cumpleaños en ese club junto a Brytiago y quería hacer algo especial para conmemorar otro año de su vida entre fans. Los promotores se negaron y básicamente se ganaron el odio.

“Váyanse al carajo los dueños de la discoteca, no vuelvo pa’ allá, chorro e’ cabrones. No me dejaron tirarme del segundo piso, no me dejaron hacer mi show, ¡y en mi cumpleaños! Cáguense en su madre (…) Eso (el evento) estaba cabrón, explotadísimo. Cabrón, están haciendo chavos, les dejamos precios pa’ bregar con ustedes, ¡cabrón, ustedes son unos puercos!”

¿Qué podemos decir? Le encanta hacer honor a su apodo de “Súper Jon Z”, volando sin ataduras. Que esto sea una advertencia, nunca le prohibas completar sus shows.

Comentarios de Facebook
Ingrese sus palabras de búsqueda y presione Enter.