Los momentos épicos del último fin de semana de Coachella 2018

Coachella 2018 ha llegado a su fin. El segundo fin de semana del festival giró una vez más alrededor de Beyoncé. Como lo reseñó LA Times, cuando llegó el set de “Queen B” el resto de las instalaciones quedaron desiertas, hasta los vendedores corrieron para intentar verla. En ambas jornadas, la “Beyhive” fue criticada por la apatía que mostraron a los actos que precedían a Beyoncé.

Beyhive don’t give a fuckkkk lol from Coachella

Aún así, la ronda final de Coachella nos dejó momentos épicos con poder latino, golpiza y mucho más. Estos son algunos de ellos:

Conexión latina

Cardi B llevó a Bad Bunny y J Balvin para interpretar en vivo I Like It, el tema con mejor recepción de Invasion Of Privacy además de los sencillos.

Algo especial para Blue Ivy

Beyoncé quiso a Balvin en su set para presentar una de las canciones favoritas de su hija Blue Ivy, Mi Gente.

https://www.youtube.com/watch?v=HRbd45O-nQo

José además tuvo la oportunidad de tener una conversación con Jay Z, uno de los hombres más astutos de la música.

View this post on Instagram

Aprendiendo/ learning 🙏

A post shared by J Balvin (@jbalvin) on

Una golpiza brutal

Seguimos sin saber la razón, pero aproximadamente 20 hombres de seguridad de Coachella le dieron una golpiza brutal a Belly mientras estaba en la fila para entrar a la zona VIP. Para empeorar las cosas, la agresión ocurrió con The Weeknd de fondo cantando The Hills.

Aún así Belly se presentó más tarde esa noche, trayendo de sorpresas a NAV Rich The Kid.

“La basura negativa no puede robar mi alegría, tuve el mejor show de mi vida el 4 de abril en Coachella; vengo de la nada y todavía estoy aquí… Eso debe significar algo”.

10 años sobrio

Eminem reveló en el show que estaba cumpliendo 10 años de sobriedad. Lo celebró cerrando el set con Not Afraid Lose Yourself, deseándole buena suerte y fuerza a los que estén atravesando algún tipo de adicción.

https://www.youtube.com/watch?v=RioXvtkKjVA

La redención

Tyler The Creator logró redimirse con su segundo fin de semana. La primera experiencia fue atroz para Tyler, el público estaba muerto, hasta el punto de que lloró por casi tres horas y evaluó las decisiones de su vida, según dijo en el escenario este weekend. Por suerte, los fans que asistieron esta vez fueron a apoyarlo.

Adiós a Avicii

Los tributos a Avicii (quien murió repentinamente la semana pasada) no faltaron en el festival, pero uno de los más emotivos fue el de Mike Posner, que cantó la versión acústica original de su hit del 2016, I Took A Pill In Ibiza.

“Me tomé una pastilla en Ibiza para demostrarle a Avicii que yo era cool”.

Solo falta un año para otra ronda memorable.

Comentarios de Facebook
Ingrese sus palabras de búsqueda y presione Enter.