Cada vez que Staples se presenta, ya sea al aire o a través de su música, siempre tiene algo que decir. Le dan un punto de conversación al azar y proporcionará instantáneamente una gran cantidad de pensamientos al respecto. Hay un cierto factor de choque en cada movimiento de Staples. Aunque, ciertamente, no siempre tiene la intención de tener ese efecto. Cuando se le preguntó si tenía su inhalador en la mano para su actuación de Coachella, su respuesta inmediata fue: “Si muero, muero”.