“Watch The Throne”: la especial sinergia entre Jay-Z y Kanye West

Jay-Z es una parte importante de las razones por las que hoy en día tenemos a Kanye West. Sin el apoyo que Ye recibió de Hova al principio de su carrera, nunca hubiera podido desarrollar sus habilidades, ni asegurar un contrato como rapero y llegar al nivel de superestrella que consiguió. Hoy analizaremos en retrospectiva la relación entre los dos y su cúspide en Watch The Throne.

 

El inicio: The Blueprint

watch the throne

Kanye había estado persiguiendo sus sueños de hip-hop por los últimos años de 1990, trabajando con legendarios productores como No I.D y Jermaine Dupri antes de conseguir un hogar en Roc-A-Fella Records. Cuando los A&Rs de Roc-A-Fella pusieron los beats de Ye en las manos de artistas como Beanie Sigel y Jay-Z, ya Ye estaba en el camino.

Sus beats fueron pasados alrededor del roster de Roc hasta que uno especialmente fue elegido para Hov. Cuando Jay le mostró el producto final, una colaboración con Scarface y Beanie Sigel, Kanye no estaba tan entusiasmado. Ye estaba esperando que Jay le diera un hit para los charts que lo haría famoso pero recibió un track de rap bastante conmovedor. Pero Jay-Z estaba buscando a un productor que lo empujara a nuevos niveles de creatividad, y Kanye era el indicado.

Su primer trabajo juntos fue The Blueprint. El disco que revitalizó la carrera de Jay-Z y que aún es considerado como uno de los mejores de la historia del Hip-hop, Ye tendría cuatro canciones en el LP, superando el número que productores legendarios como Just Blaze y Bink colocaron en el disco.


La carrera como rapero de Ye

watch the throne

Unos años después, Kanye estaba decidido a convertirse en rapero. Luego de intentar por muchos métodos conseguir un record deal como rapero, Dame Dash (entonces jefe de Roc-A-Fella) decidió firmar a Kanye temiendo que consiguiera un contrato con otra disquera y sus habilidades como productor. La apuesta resultó ganadora cuando en 2003 Ye lanzó Through The Wire, una canción inspirada por el accidente automovilístico que casi lo hace perder la vida.

Luego vino el debut de Kanye, College Dropout, donde colaboró con Jay-Z en Never Let Me Down. Diversas colaboraciones alrededor de esas fechas fueron Encore, Lucifer y Diamonds from Sierra Leone


Big Brother

Big Brother, parte del álbum Graduation, fue una canción por Kanye dedicada totalmente a Jay-Z. Caminando en la fina línea entre oda a su héroe y darle muerte al ídolo, Ye puso todos sus sentimientos en el tema. Jay-Z dijo sobre la canción:

“Yo creo que fue brillante. Roc-A-Fella es amor duro. Sus sentimientos son bastante entendibles, porque es amor duro. Nada es regalado. No hay paseos gratis, nada de eso. Tienes que ganarte tu camino, y si fallas, mejor te levantas para que puedas sentirlo. Ese tipo de emociones en las que Kanye se inspiró para decir lo que dijo, de hecho nos hizo más unidos. Esas eran sus verdaderas emociones.

Todo lo que dijo en la canción era verdad, era verdad en su mente. Eso fue lo que la hizo genial, porque era honestamente como se sentía. Sabemos que todos vemos las cosas de distintas maneras.”


Reencuentro en The Blueprint III, MBDTF y Cruel Summer

watch the throne

Después de reconciliar la relación, el dúo más exitoso de la historia del rap decidió volver a hacerlo en la tercera entrega de la serie The Blueprint que empezaron juntos. En el LP, Kanye produjo 7 de las 15 pistas e impuso su estilo propio al álbum con el que Jay-Z volvió definitivamente a la palestra.

Luego trabajarían juntos en las sesiones de Hawaii donde crearían varias canciones para My Beautiful Dark Twisted Fantasy, la ópera prima del rapero de Chicago; y Cruel Summer, el álbum compilatorio de su label.

Estos trabajos juntos empezarían a sembrar la idea de colaboración que eventualmente se solidificaría en Watch The Throne.


Watch The Throne

watch the throne tour

Cuando se cumplían 10 años desde la primera vez que trabajaron juntos, las dos superestrellas del Hip-hop que crearon un legado, decidieron convertir esa relación al siguiente nivel. Creando el que hasta el día de hoy es posiblemente el más ambicioso, exitoso y valorado álbum colaborativo del Hip-hop.

Watch The Throne era básicamente eso, Jay y Ye enseñándole al resto de la industria, los fanáticos, la crítica y a ellos mismos que eran los reyes del rap y que lo podían demostrar en canciones.

Creado en locaciones como el mítico Electric Lady Studios, el Hotel Mercer de París, el Tribeca Grand Hotel de Nueva York, Australia, Hawaii, Inglaterra, Abu Dhabi y Los Ángeles. El disco fue una mezcla de las rimas y visión creativa de los dos, creó un movimiento conocido como ‘luxury rap’ que lideraría a la industria en los años por venir. También nació una gira mundial llamada el Watch The Throne Tour que hasta el día de hoy es reconocida como uno de los eventos en vivo más importantes de la historia del Hip-hop.

Lee a nuestros amigos de Latido Music: No podrás creer el verdadero nombre de algunos artistas latinos

Comentarios de Facebook
Ingrese sus palabras de búsqueda y presione Enter.